14 de enero de 2020

En el Museo Sorolla. Sorolla. Dibujante sin descanso.

HASTA EL 10 DE MAYO DE 2020.


A lo largo de toda su carrera, Sorolla realizó más de ocho mil dibujos, multitud de ensayos con los que aprende, explora y se prepara antes de acometer un gran cuadro, o que realiza como puro entretenimiento o para guardar recuerdo de aquellos a quienes más quiere: su familia. Todo ello, nos habla de un dibujante prolífico, un dibujante sin descanso, cuyo trabajo disciplinado y constante está detrás de su capacidad para fijar la luz y el instante fugaz que podemos ver en sus grandes obras y que subyugaron ya al público de su tiempo como ahora al nuestro.
Con esta muestra Sorolla. Dibujante sin descanso se quiere destacar esta faceta del pintor poco conocida, ya que Sorolla envió dibujos a sus exposiciones solo en contadas exposiciones y no solía colgarlos en su estudio para mostrarlos a sus clientes. Además, la fragilidad de los materiales de dibujo y la enorme sensibilidad del papel ante la luz hacen que su exposición sea tremendamente delicada y por tanto excepcional.
La selección de dibujos, en su gran mayoría procedentes de los fondos del Museo Sorolla, sin ser rigurosamente cronológica, permite percibir la evolución que experimenta el trazo del artista y mostrar los aspectos que más le preocuparon en el ejercicio del arte.









Al convertirse en un pintor de fama internacional y especialmente gracias a su labor de retratista, Sorolla accede a los círculos más selectos de la sociedad, llegando incluso a convertirse en pintor del rey. Esto sucederá a partir de 1907, cuando la casa real le encargue, entre otros, los retratos del monarca Alfonso XIII y el retrato de su esposa, la reina Victoria Eugenia: Retrato de la reina Victoria Eugenia con mantilla.
Este dibujo de la reina, uno de los muchos estudios preparatorios que realizó hasta llegar al lienzo final, muestra la voluntad de presentar un retrato “a la española” de la reina de origen inglés. Con un trazo rápido esboza la falda, centrando su atención en la mantilla, que cubre la cabeza y cae sobre los hombros, resaltando los matices del propio tejido. Con este elemento asociado a la indumentaria tradicional española, el abanico en la mano derecha y la pose gallarda, Sorolla recoge el legado de muchos de los retratos femeninos de Goya.
Comisariado de la exposición: Inés Abril Benavides y Mónica Rodríguez Subirana

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Como todo blog, permite la inclusión de comentarios, propuestas, opiniones, críticas, los cuales se publicarán, siempre y cuando a criterio de la Dirección de la galería, no tengan carácter claramente ofensivo o de falta de respeto a las personas o al hacer de los artistas e integrantes de este proyecto.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...